por Daniel Domínguez Z.

Cine y más


¿Por qué dejamos perder el Teatro Bella Vista?

Con la demolición esta semana del edificio que albergó por tantos lustros el Teatro Bella Vista, termina, para siempre, otro capítulo de la historia fílmica de Panamá.

Es seguro que tal como estaba hoy era un peligro y es más que probable que la ausencia de mantenimiento lo hirió de muerte, ¿pero por qué no se rescató a tiempo? Desidia, ignorancia y desprecio por el pasado pueden ser algunas de las respuestas.

Más de un Gobierno debió rescatar este espacio para darle sede a algún centro cultural o deportivo o transformarlo en un lugar que diera cabida a una o varias ONG vinculadas con fines formativos.

Pero no, el afán por obtener dinero fácil, rápido y abundante, ese gusto enfermo por las ganancias materiales, llevan a que los supuestos líderes de este istmo vuelven a darle la espalda a la cultura, a la educación y a la historia.

Esta ciudad, ni el país entero, no tiene suficientes salas de eventos de buen tamaño y de condiciones óptimas, ¿por qué el Instituto Nacional de Cultura o el Ministerio de Educación o alguna otra figura dentro del Estado propuso darle un buen uso al Teatro Bella Vista? ¿Por qué no usarlo como un museo de las artes visuales o un centro de investigación de lo audiovisual?

No, ¿para qué sirve eso de la cultura?, se preguntarán los desalmados de este y más de un Gobierno pasado. ¿Qué rentabilidad dará eso a mis bolsillos?, dirán otros aún peores de la empresa privada.

¿Será que un centro comercial de siete pisos o un proyecto habitacional de 40 pisos es más relevante que tener sitios donde educar a un pueblo que tanto lo necesita? Parece que la respuesta es un terrible sí. Ese terreno debe valer una gran cantidad de billetes verdes y es impensable que los malvados no se aprovechen de ese lugar para satisfacer sus fines financieros.

El Teatro Bella Vista fue, entre principios de los años 1950 y finales de 1980, una de las principales salas de cine y dueña de una de las más grandes pantallas del istmo, solo igualada en tamaño a la que ostentaban las salas del Plaza, el Metro y el Ópera.

Este cine de primera categoría, uno de los edificios más emblemáticos del sector de Bella Vista, fue una obra del arquitecto Richard Holzer, quien por entonces laboraba para la firma Schay & Holzer Arquitectos.

Esta infraestructura fue construida entre 1950 y 1951 de acuerdo a la Investigación, Documentación y Conservación de Monumentos Modernos.

Cuando se estrenó, eran los tiempos en que ir al cine significaba llegar a la sala con las mejores galas a ver títulos emblemáticos como Quo Vadis y Sansón y Dalila.

¿No hay asidero legal que proteja a los inmuebles de Bella Vista y a otros sectores que no entren en el radio de San Felipe, Panamá Viejo y Portobelo?

Entonces, ¿la sentencia es ver cómo los gobiernos de turno y las compañías inmobiliarias destruyen el patrimonio de todos y que los responsables no paguen por ese crimen?

¿Cuántos vieron en el Teatro Bella Vista su primera película? ¿Cuántos fueron con el amor de sus vidas a ver una producción? ¿Cuántos dieron su primer beso o se atrevieron a tocarle la mano a su amada usando la penumbra de la sala como cómplice? ¿Cuántos sueños hechos de celuloide arrebatados sin poder rescatarlos?

Nada de eso es relevante para los poderosos que piensan que se llevarán a la tumba toda su plata.

¿Ahora qué viene? ¿Venderán el Teatro Balboa, el Anita Villalaz y el Teatro Nacional? Nada debe sorprendernos, si las decisiones las toman gente sin corazón y conciencia, que piensan que Panamá tiene un precio y que a quien pueda pagarlo se le venderá la patria, eso sí, por pedazos, para que el país les rinda más a los gobernantes sin escrúpulos.

¿Qué opinan del cierre del Teatro Bella Vista? ¿Qué recuerdos tienen de esa sala de cine? ¿Se respeta en este país el patrimonio arquitectónico, histórico y cultural?

Comments

28 Respuestas a “¿Por qué dejamos perder el Teatro Bella Vista?”

  1. AD dice:

    Hola Daniel,
    soy de la generacion post teatros de oro, pero siempre recuerdo de pequeno una foto su fachada, siempre me llamo la atencion hasta que llegue a saber que era un teatro. lastimosamente sabemos que nuestros gobiernos prefierne mantener un pueblo ignorante y en cuanto al meduca e inac sabemos que son inoperantes en cuanto a materia de patrimonio historico(cough, cough! casco viejo!) creo que habria que investigar quienes son los duenos de las inmobiliarias en panama y tal vez nos llevaramos sorpresas de porque pasan estas cosas, lastimosamente en este pais algunos no valoran la historia.

    • ddominguez dice:

      sí, Amado, en términos generales hay poco importa por el patrimonio histórico en este país, en especial en aquellos sectores que no tienen ninguna clase de ley que los cuide. Si las áreas que sí tienen el amparo de la ley siempre hay quienes tratan de violarlas, imagínate lo que pasa en las áreas del país donde los sin conciencia pueden andar a su antojo. Saludos

  2. Gilberto dice:

    Daniel como dije en el twitter RIP teatro bella vista, te soy sincero tambien soy de la generacion post de estas salas, la unica que recuerdo es la de obarrio ya de ahi los alambras…. que ya desaparecieron….. es triste tambien, mira no vamos lejos escuchaba en la radio que los las iglesias del casco antiguo se andan callendo, imaginate!! un emblema de nuestra historia, para mi es como si me dijeran que el edificio de la administracion se viene abajo, es asi Daniel en este pais hay muchos desalmados que solo piensan en lucrarse ya queda poco de nuestra cultura del pasado

    • ddominguez dice:

      Que ganar dinero no es algo negativo, Gilberto, lo que uno lamenta es que no puedan combinar proteger lo nuestro y obtener ganancias. Se trata de gente sin escrúpulos, que no terminan de llenarse de dólares porque quieren más al precio que sea. Saludos

  3. Eraldo dice:

    Saludos,Daniel:

    Con dolor vi las imágenes y no dejo de lamentarme por la desaparición de ese espacio del que una generación como la mía no alcanzó a disfrutar. Me queda solo lo contado por mi padre y la resignación ante semejante pérdida ¿Hasta cuándo las altas instancias de este país dejarán de borrar su pasado?

    • ddominguez dice:

      A veces, Eraldo, me pregunto: ¿habrá entre los supuestos líderes de los gobiernos y de la empresa privada un afán pensado en destruir el pasado? o es que simplemente son tan faltos de inteligente que destruyen como consecuencia de su ambición y que ni se dan cuenta de lo que hacen. No sé cuál de las dos hipótesis es peor. Saludos

  4. Marcial wong dice:

    En este famoso teatro no sólo se proyectaron peliculas, sino fué centro de las graduaciones escolares de fin de año.Habian algunos comercios pequeños alrededores y creo que le fué vendido al Machetazo. Saludos a todos por esos comentarios positivos.

  5. Carlos M. dice:

    ¿Y quién define qué es Patrimonio Histórico y, más aún, quien se piensa con derecho a establecer los parámetros que definen qué lo es? ¿Un cine Patrimonio Histórico? ¿Cuántos del puente de las Américas para allá o fuera de los límites del Municipio de Panamá fueron al Teatro Bella Vista? ¿Acaso allí mataron a un Presidente o algo así? No quiero ofender pero, seamos más serios. El propietario del inmueble o lo desarrollaba o lo perdía por falta de pago de impuestos. Yo quisiera que los promotores de mantener edificaciones vetustas para la posteridad se unieran en una asociación y todos los años hicieran algo así como una teletón para recoger dinero y comprarle a sus dueños a valor de mercado esas propiedades que tanto quieren que sean mantenidas como patrimonio histórico. Como dicen los gringos “put your money where you put your mouth”.

    • ddominguez dice:

      Carlos, hay leyes nacionales e internacionales que definen qué es patrimonio histórico. Si el corregimiento de Bella Vista estuviera protegido por ley, al nivel de San Felipe o Portobelo, por lo menos edificios emblemáticos como el Teatro Bella Vista podría mantener, por lo menos, su fachada original. No solo este corregimiento sino otras áreas del país que tengan sitios que preservar. Durante décadas, el Bella Vista fue una de las principales salas de espectáculos del país, allí hay un valor inmaterial y como estructura tenía un valor arquitectónico. Darle nueva vida, antes de que su deterioro fuera inevitable, hubiera sido interesante, más en un país donde no abundan las salas para presentar obras de teatro, danza o proyecciones de cine, entre otras funciones vinculadas con la educación. Saludos

    • Ma.P dice:

      Precisamente el desconocimiento de lo que abarca el concepto patrimonio es precisamente uno de los principales motivos de que no sepamos valorar nuestro legado histórico, cultural y arquitectónico.
      Gracias a ese desconocimiento no nos damos cuenta del potencial de revitalizar y conservar áreas como Bella Vista, Perejil, Calidonia, áreas cultural y arquitectónicamente muy ricas, en la que además de beneficios económicos para propietarios de inmuebles se generaría bienestar para toda la ciudad y sus habitantes.
      Sí Sr. Carlos, hay que ser serios, tenemos que educarnos, culturizarnos y aprender a valorar nuestro patrimonio. Saludos

      • ddominguez dice:

        Eso preocupa tanto, María Ángeles, en el país los gobernantes y los que ostentan los poderes económicos se aprovechan del desconocimiento de un sector de los ciudadanos para hacer desastres, muchos de ellos, imposibles de solucionar. Saludos

  6. moises dice:

    Sinceramente por este artículo fué que me enteré que existía esta edificación con este fin. Eso muestra el poco conocimiento que se nos ofrece en materia cultural.

    • ddominguez dice:

      Nuestras lagunas son profundas y extensas en materia cultural, Moisés. Debemos todos aprender sobre nuestro entorno, nuestros escritores, nuestros pintores, nuestros deportistas, nuestros científicos. De esa manera amaremos más a esta patria de todos. Saludos

  7. Alexis dice:

    En nuestro país lamentablemente parece ser que a ninguno de nuestros gobernantes se preocupan que las nuevas generaciones conozcan su historia, su ciudad, cuando podía formar parte de un tour histórico. Todos los inmuebles antiguos de nuestra ciudad quedaran en el olvido si seguimos así.

  8. Jaime dice:

    Destrucción creativa. Sí, es de nostalgia, pero el tiempo no detiene su marcha y el teatro Bella Vista dejó de tener actualidad en el mercado de cines. No podemos forzar a las nuevas generaciones a que les guste de todas maneras lo que nos gustó a nosotros en su momento. Si así fuese, no habría avance. El avance requiere lo que Joseph Schumpeter llamó destrucción creativa. Ese edificio ya ruinoso que está en demolición, dará lugar a algún edificio de oficinas, o locales comerciales, o quizás apartamentos para residencias donde puedan vivir familias panameñas. Si impedimos eso para engañarnos en que estamos deteniendo el tiempo, no estaremos peor, sino que estaremos haciendo solo eso, engañándonos. Quedarán las fotos y los recuerdos para todos los que pudimos disfrutar de funciones de cine en el gran Teatro Bella Vista.

    • ddominguez dice:

      Se entiende y se comprende, Jaime, que el tiempo pasa y que no es obligatorio que los jóvenes de hoy tengan los mismos gustos de los de ayer. Lo que hubiera sido interesante y valioso a largo plazo, es aprovechar ese espacio que fue el Teatro Bella Vista, cuando estaba en buenas condiciones, y usarlo con un fin educativo o cultural o deportivo para beneficios de tantos, pues edificios de apartamentos y centros comerciales hay más de uno en la ciudad capital, pero espacios dedicados a la formación no son suficientes. Saludos

  9. Ruben dice:

    Coincido con varias opiniones expresadas. Tengo buenos recuerdos del Teatro Bella Vista y quizás nuevas generaciones solo lo hayan escuchado como referencia de una dirección, por que ha estado cerrado muchisimos años aunque su estructura estaba en pie. No se si reune las condiciones para patrimonio histórico. Pero lo que si es cierto es que cada vez estamos perdiendo mas de esa parte de nuestra ciudad. El área amenaza con “modernizarse” y si deberían existir normas que resguardaran algunos de los edificios emblemáticos de la ciudad. Cada vez más nos convertimos en una ciudad de vidrio y cemento, como si las grandes estructuras fueran los únicos indicativos de progreso. También conservar es parte del progreso o es que estaremos derribando cada edificación de mas de 50 años?? Lamentablemente pareciera que no hay una politica urbanística seria, sino que responde a inversores. Igual hace unas semanas demolieron el edificio de la DGI, parte del MEF y antes MINSA y que originalmente no se qué oficina pública albergó. El hecho es que estos edificios públicos o privados se han estado perdiendo por la falta de inversión en conservarlos y aprovechar estructuras muy bien construidas en un área muy bien planificada, para dar paso a nuevas torres, como si nuestra ciudad se hubiera fundado hace pocos años, olvidando la historia…

    • ddominguez dice:

      La ciudad crece. Hay turista que nos comparan con Miami o Nueva York, lo que da orgullo. Lo que preocupa es que el progreso toma a veces caminos equivocados y elimina o destruye edificios que tienen más de un significado para el país. Saludos

  10. Eric dice:

    Asistía a ese teatro de niño con mi madre, vivíamos al final de la calle 42, la misma calle del teatro y te puedo decir que era simplemente hermoso, tengo recuerdos imborrables de él gracias a que mi madre es cinéfila y me enseñó el amor por el buen cine, acabo de ver la foto de su demolición y de verdad que sentí nostalgia, pero que se puede esperar cuando los gobiernos se preocupan más por llenar San Felipe de bares que restaurarlo primero, demoler el edificio de la embajada de Estados Unidos que convertirlo en museo. Para el empresario “patrimonio histórico” es solo Panamá Viejo y Casco Viejo porque todo lo demás es comprable y destrozable, que pena…

    • ddominguez dice:

      Sí, Eric, el Bella Vista era una sala que tuvo grandes momentos de gloria, era de una belleza arquitectónica, en especial en su interior, sin olvidar su valor como símbolo de un barrio y de la cultura cinéfila. Saludos

  11. Ed dice:

    Desafortunadamente, nunca fui a ver una pelicula en esta legendaria sala. Generalmente asisita a las que quedaban por el area de Via España (las de Galerias Obarrio, el Alhambra, los Aries y el Plaza) o sino a las que quedaban por el area de Tumba Muerto (Multicines, los California y las del Dorado). Ironicamente si fui varias veces a los Metro, pero nunca al Bella Vista. Ciertamente, cosas como estas hacen a uno reconsiderar si realmente todos los “cambios” en pos del llamado “progreso” son buenos. Personalmente, yo detesto la experiencia cinematografica de estos tiempos actuales, nada como en aquellos dias, precisamente en estos teatros que tristemente ya han ido desapareciendo. En fin, solo quedan los buenos recuerdos.
    Ciertamente, Daniel, que pena que la gente solo valore lo que le pueda generar ganancia comercial y nada mas.

    • ddominguez dice:

      Eran grandes salas aquellas, Ed. Eran espacios en los que el espectador se sentía pequeño ante la gigante realidad que veía ante sus ojos. Luego vinieron las multisalas y todo se hizo pequeño, reducido. Saludos

  12. Avarana dice:

    Alli vi la primera Superman, como estaba entre los 50 primeros en asistir, recibi de regalo una kriptonita.
    Tambien recuerdo que para Semana Santa y Navidad, el Lux (inclusive mas hermoso a mis ojos, con su foyer rojo y fotogramas enmarcados) y el Bella Vista presentaban peliculas alusivas a las fechas.
    Era toda un experiencia visitarlos, porque a la vez podias caminar por bajo los frondosos arboles de Perejil y comer un helado en el cavernoso Tastee Freeze.
    Lamento como menciono otro lector la forma en que se ha convertido San Felipe en Bar-landia, es la Disneyficacion de nuestra historia; ciertamente esa es la apreciacion que tienen nuestro gobernantes y porque no aceptarlo, la mayoria de la poblacion que los elige.

    • ddominguez dice:

      Esos tiempos que rememora Avarana se han perdido casi por completo en partes significativas de la ciudad capital. Ya Perejil está distante de lo que antes era, ahora parece deteriorado, abandonado. ¿San Felipe? Hay más bares y restaurantes que espacios que hablen de la historia que allí nació. Ni modo, pesa más el comercio que el pasado del istmo. Saludos

  13. Es improbable encontrar a gente con conocimientos sobre este tema , pero creo que sabes de lo que estás hablando. Gracias compartir un tema como este.

Deja un comentario

Traductor:  
  • Categorías

  • Twitter

Síguenos en:

 
© 2011. Editorial por la Democracia S.A. Derechos Reservados. (507)222-1222
Apartado 0819-05620 El Dorado Ave. 12 de octubre, Hato Pintado Panamá, República de Panamá

MÁS BLOGS DE
PRENSA.COM